Skip navigation

Tag Archives: Creciendo

explosion-xivu

El tiempo nos enseña a vivir, a ver las cosas de distinta forma, pero siempre poco a poco, a veces no somos capaces de asimilar todo lo que ya tenemos y pasa algo nuevo, entonces actuamos de forma equívoca, nos aferramos a la idea de que estamos bien, que todo esta asimilado… ¡NO! Es lo peor que podemos hacer, solo conseguimos con eso una imagen falsa de nosotros mismos, provocando el mal estar de algunos y el enfado de otros… ¿Que tengo que hacer ahora? El tiempo lo dirá…

Pero ¿Que tiempo? No creo que sea ver pasar un día tras otro, el tiempo es ver como cambian las cosas que te rodean, levantarte una mañana y no estar igual que ayer ni hace una semana ni un mes, el tiempo es ver como se a formado una ilusión, es ver como se a desvanecido esa ilusión….

El tiempo nos cambia pero…son demasiadas emociones en tan poco tiempo, tantas que todavía sigo con ellas como si acabaran de llegar, quizás necesite desahogarme mordiendo la almohada, o quizás llorando en el hombro de alguien especial.

¿Que hacer entonces? Puedo intentar olvidarlo y hacer como el que no sabe nada de nada, pero convivir todos los días con el final hasta el final, no se como afrontarlo todavía, pero son demasiadas emociones en tan poco tiempo que ya no se que hacer, no se si hundirme en la oscuridad o seguir intentando hacer bien las cosas, no se que hacer cuando lo único que veo a mi alrededor es el puto caminar de todos los días, pero se que el tiempo algún día me dará respuestas a todo lo que hasta ahora me resulta tan extraño a mi alrededor, tengo demasiadas cosas en la cabeza, y no se como poner orden en ellas porque todos mis pensamientos están vagamente dibujados dentro de mi, reconozco que no se nada sobre el mundo, porque el mundo no sabe nada sobre mi, pero son demasiadas emociones en tan poco tiempo… y tengo el corazón lleno de cicatrices, y latiendo dolorido, pero si late es porque conserva alguna esperanza que el tiempo traerá… y mientras, solo nos toca esperar, mirar al cielo y respirar.

Se olvidó darle al tiempo su lugar.

Anuncios

Perdido en algún lugar salen palabras de mi mente y filosofeo un rato entre dientes: Si el tiempo es infinito, volveremos a nacer, o eso pensaba después de varios cambios muy adentro de mi, tal vez otro tiempo, otra persona, entonces saldran números imaginarios de universos antes de oír, ver o pensar, si el tiempo es infinito, ya hemos vivido infinitas veces antes de aquí y ahora. Somos infinitos, ella es infinita, yo también, si existe alguna posibilidad de algo, alguna vez vendrá. Pero también existe la posibilidad de que este tiempo no sea infinito, de que nuestra esencia se pierda al morir, nos lleve el viento, nos coman los peces, las bacterias, el miedo rojo o la alegría de descansar y de un fin…

¿Quien puede asegurarme algo en esta vida?